El Cabildo entrega la Medalla de Oro de la Isla a las asociaciones culturales Cruz de la Calle El Sol y Cruz Calle El Medio de Los Realejos

20161216-Cabildo-Medalla Oro 03.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 04.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 02.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 05.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 13.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 14.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 18.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 01.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 10.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 12.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 11.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 15.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 17.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 16.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 06.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 08.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 09.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 07.jpg20161216-Cabildo-Medalla Oro 19.jpg
16 de diciembre de 2016
898 Vistas
Este media pertenece al canal Eventos
Descripción del media

El Cabildo de Tenerife distinguió, de manera conjunta, a las asociaciones culturales Cruz de la Calle El Sol y Cruz Calle El Medio de Los Realejos con la Medalla de Oro de la Isla de Tenerife. Ambas, formadas por vecinos y vecinas, impulsan la celebración de las fiestas de las Cruces y Fuegos de Mayo en la que destaca su exhibición pirotécnica que tiene la Declaración como Fiesta de Interés Turística.

El presidente, Carlos Alonso, destacó el valor de la participación y la colaboración para que las cosas mejoren y la sociedad avance con el empuje y la fuerza de sus ciudadanos. “Tenemos que hacerlo todos y entre todos”, aseguró. “Ese espíritu participativo” –añadió- “es el que mueve a muchas personas por sacar adelante ideas, ilusiones y sobre todo por mantener viva nuestra cultura y trabajar por el entretenimiento y la felicidad de los demás”.

El presidente quiso resaltar el “gran regalo” que nos ha hecho este “gran equipo de personas” a todos los tinerfeños y tinerfeñas y a los turistas que nos visitan “y que no es otro que el de mantener intacta una tradición que pasa de generación en generación, no sin el correspondiente esfuerzo que lleva aparejado cualquier buen propósito”.

Agustín Marrero Méndez, presidente de la Asociación Cruz de la Calle de El Sol señaló en su intervención que esta medalla es un reconocimiento al trabajo de todos los vecinos y recordó que “las cosas no valen por el tiempo que duran sino por la huella que dejan”. En representación de Cruz de la Calle del Medio recogieron la distinción María Dolores Hernández Febles y Ainhoa Hernández Delgado. Esta última resaltó la unión generacional de la asociación “sin importar la edad”. El acto concluyó con la actuación del Coro Juvenil del Auditorio de Tenerife