El Cabildo concede el título de Hijo Ilustre de la isla de Tenerife a Pedro Zerolo

15 de junio de 2019
667 Vistas
Este vídeo pertenece al canal Eventos
Descripción del vídeo

El Cabildo de Tenerife ha concedido hoy [viernes 14], a título póstumo, el título de Hijo Ilustre de la isla de Tenerife a Pedro Zerolo. Este reconocido activista, que falleció en 2015, cuenta con una larga trayectoria en la lucha por la igualdad de trato y la no discriminación. Durante el acto, que ha tenido lugar en el Salón Noble del Palacio Insular, el presidente del Cabildo en funciones, Carlos Alonso, fue el encargado de otorgar la distinción a Jesús Santos y María Concepción González, esposo y hermana del homenajeado. Además, asistieron el vicepresidente primero del Cabildo en funciones, Aurelio Abreu, y otros miembros de la Corporación insular, además de autoridades, familiares y amigos de Pedro Zerolo.

El presidente del Cabildo en funciones definió, durante su discurso, a Pedro Zerolo como “un ser humano que decidió combatir con las armas de la convicción y de la política para transformar la sociedad en la que vivía y hacerla un poco mejor”. Asimismo, destacó que “Pedro Zerolo fue abogado en el más amplio sentido de la palabra. Fue el abogado de una causa a la que dedicó gran parte de su vida: eliminar la discriminación del colectivo LGTB”.

Carlos Alonso afirmó que “se han concedido honores a la figura de Pedro Zerolo en otros lugares de nuestro país. Y era justo y necesario que en su propia Isla se le distinguiera con un reconocimiento digno de una trayectoria vital y social tan relevante. Tal vez ningún honor esté a la altura de sus muchos méritos, pero Tenerife tiene que expresar el orgullo de haber tenido un hijo tan ilustre, tan valiente y tan comprometido, como Pedro Javier González Zerolo”.

El vicepresidente primero en funciones destacó que “la actividad infatigable de Pedro Zerolo constituye un ejemplo de capacidad de acción y compromiso, pero quizás su mayor enseñanza es, aún y todavía, la de nunca rendirse ante la injusticia; el no desfallecer; el no bajar la guardia; el luchar por mejorar nuestra sociedad contra viento y marea. Pedro lo hizo, y nos brindó grandes lecciones para nuestro tiempo”.

Aurelio Abreu recordó que “su logro más trascendente es por todos conocido, su defensa en favor de la igualdad de derechos del colectivo LGTBI convirtió a España en uno de los países pioneros a la hora de aprobar el matrimonio homosexual”. Asimismo, hizo hincapié en “su extraordinaria personalidad, su talante abierto y conciliador y su capacidad para la empatía, para ponerse en el lugar del otro”.

Tras recoger el reconocimiento, María Concepción González Zerolo y Jesús Santos Esteban, hermana y esposo del homenajeado, agradecieron la concesión de este título. “Pedro nunca perdió el acento canario, jamás dejó la Isla, era un viajero con la Isla a cuestas, que volvía siempre que podía”, recordó su hermana. “Tenerife y La Laguna eran la capital de su corazón”, afirmó, a la par que destacó que “Pedro nació para defender los derechos fundamentales y se arriesgó con batallas que cuando inició parecían utopías”. Su esposo hizo hincapié en que todo lo que hizo lo hizo por amor, a sus padres, a sus hermanos, o a su tierra”. “Gracias Tenerife por devolverle a Pedro el amor que siempre tuvo por la Isla”, concluyó.

Biografía

Pedro Zerolo ha sido pieza clave en distintos movimientos de liberación personal, entre ellos, el de lesbianas, gays, transexuales y bisexuales, por el que ha sido reconocido tanto en España como en América Latina. Su labor durante estos años ha discurrido sobre tres principios: lucha contra la discriminación, defensa de la justicia social y apuesta por la visibilidad.

La labor de este lagunero no sólo ha estado a pie de calle en la movilización ciudadana, sino en las instituciones, las organizaciones políticas y los medios de comunicación. Su presencia y discurso ha sido fundamental en la aprobación de leyes como la de matrimonio igualitario, la ley de identidad de género, la de igualdad entre mujeres y hombres, la lucha contra la violencia machista y el reconocimiento del voto inmigrante, así como en la propuesta de Ley de Igualdad de Trato y No Discriminación. Hijo de emigrantes, siempre se sintió migrante y trabajó activamente en favor de la Ciudadanía Española en el Exterior, participando en múltiples foros como los Foros Sociales Mundiales y en los Foros Sociales de las Migraciones, así como en diversos encuentros sobre políticas migratorias dentro y fuera de España.

Pedro Javier González Zerolo, conocido como Pedro Zerolo, nació en Caracas, Venezuela, a donde sus padres, el pintor Pedro González y Concepción “Chicha” Zerolo se habían desplazado para trabajar. Cuando tenía un año sus padres regresan a su ciudad natal La Laguna, ciudad a la que Pedro Zerolo se sentiría muy vinculado, definiéndose siempre como “un lagunero”. Obtuvo la licenciatura en Derecho en la Universidad de San Fernando en La Laguna (Tenerife) en cuyo periodo de estudios vivió la llegada de la democracia a nuestro país y donde participó activamente en los movimientos estudiantiles universitarios como delegado.

Tras licenciarse en 1982 se traslada a Madrid para ampliar sus estudios en el análisis del Derecho comparado y en las medidas legales para paliar la discriminación. En este periodo Pedro Zerolo inicia su labor de abogado y colabora activamente con el cura Enrique de Castro en la parroquia de San Carlos Borromeo, en el barrio madrileño de Entrevías, un símbolo de la lucha contra la exclusión social.

Movimiento LGTBI

En 1992 comenzó colaborando en la asesoría jurídica de COGAM, colectivo del que fue elegido presidente a finales de 1993. En esta época, ejerce la acusación particular en varios casos de agresión y el asesinato de un joven homosexual madrileño. Desde 1998 a 2003 presidió la Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales (FELGTB). Durante su presidencia se produce la consolidación del movimiento LGTBI, impulsando la aglutinación del hasta entonces disperso movimiento en torno a la FELGTB y convirtiendo a esta entidad en la referencia de la lucha por los derechos LGTBI que sigue siendo actualmente e incorporando política organizativas novedosas en aquel momento, siendo de las primeras organizaciones que establece la paridad en sus órganos de gobierno o la alternancia de género obligatoria en la presidencia de la entidad.

A finales de los noventa impulsa la necesidad de una ley de parejas de hecho y a partir del año 2000 lidera la demanda del reconocimiento del matrimonio para las parejas del mismo sexo. En el año 2001 redacta una propuesta de ley para el reconocimiento del matrimonio igualitario que la FELGTB remite a todos los partidos políticos con representación parlamentaria y que defiende ante la asamblea del Consejo General de la Abogacía española, consiguiendo el apoyo de esta organización a las demandas del movimiento LGTBI.

En mayo del 2003 presenta su dimisión como presidente de FELGTB para concurrir en lista de Trinidad Jiménez al ayuntamiento de Madrid, donde es elegido Concejal del Grupo Municipal Socialista, siendo reelegido en 2007 y 2011, y desde donde desarrollaría las tareas de portavoz de Medio Ambiente y de Familia y Servicios Sociales. En este periodo afianza su firme convicción de servidor público.

En el año 2004, en el 36º Congreso del Partido Socialista Obrero Español fue elegido miembro de la Comisión Ejecutiva Federal del PSOE, responsabilizándose entonces de la Secretaría de Movimientos Sociales, cargo de renovaría en 2008 en el 37 Congreso federal, y que de nuevo ocuparía en el 38 Congreso Extraordinario hasta su fallecimiento. En el XII Congreso Regional del Partido Socialista de Madrid es elegido Secretario de Movimientos Sociales y posteriormente Presidente de esta federación socialista.

Desde sus responsabilidades políticas tiene la oportunidad de liderar e impulsar su compromiso activista por los derechos LGTBI, impulsando la aprobación de la ley de matrimonio igualitario, la ley de identidad de género o la creación del Instituto de Cultura Gitana, entre otras, promoviendo las políticas de diversidad y contra la discriminación en nuestro país.

En el año 2006, el Director Ejecutivo de ONUSIDA, el Dr. Peter Piot, le propone como Embajador de ONUSIDA para América Latina y el Caribe, responsabilidad que asume desde su compromiso con los derechos humanos y con el VIH-Sida y que trataría de desarrollar durante sus viajes de trabajo por toda América Latina, donde apoyaría permanentemente la ampliación de derechos LGTBI y en favor de políticas públicas en VIH-Sida